CRUZAN ABBEY ROAD

ACROSS THE BEATLE UNIVERSE

VOTANOS AQUÍ PARA QUE ABBEY ROAD ESTÉ ENTRE LOS 100 MEJORES BEATLES SITES

viernes, 28 de febrero de 2014

GRANDES PERFORMANCES [VI]: DEEP PURPLE, MONTREUX JAZZ FESTIVAL, MONTREUX, 2011

El Festival de Montreux, inicialmente un Festival de Jazz, se comenzó a realizar en 1967 en esa ciudad suiza, a orillas del lago Lemán. Poco después comenzó a admitir dentro de los espectáculos que se presentaban otras vertientes musicales, entre ellas, el Rock.

Su alma mater fue Claude Nobs quien fue director del festival hasta su reciente muerte.

Deep Purple fue una de las bandas que actuó más veces en los escenarios de Montreux, ya desde el temprano 1969, cuando se presentó con su line up clásico [Blackmore, Lord, Glover, Gillan y Paice], haciendo algunos de los temas que serían fijos en su repertorio y clásicos del Hard Rock, como Speed King o Child In Time.


La banda en el escenario de Montreux con orquesta, 2011

Posteriormente, se presentó con frecuencia desde los '90 hasta el presente, pasando por su escena en los años 1996, 2000. 2004, 2006, 2008, 2011 y 2013. 

Pero Deep Purple también está ligado a Montreux de otro modo más singular: el tema más identificatorio de la banda es Smoke On The Water, incluido en su álbum más clásico, Machine Head. La letra de ese tema cuenta lo que le ocurrió a la banda cuando en 1971 fueron a Montreux a hacer sus sesiones de grabación, precisamente para ese álbum y el lugar en el que debían grabar, se consumió en un absurdo incendio. El Casino de Montreux daba, el 4 de diciembre de 1971 un concierto con nada menos que Frank Zappa & The Mothers Of Invention. Alguién prendió una bengala que provocó un devastador incendio que arrasó el lugar. La banda terminó grabando en un estudio móvil de los Stones. La letra inmortaliza el hecho:

"Smoke On The Water"

We all came out to Montreux
On the Lake Geneva shoreline
To make records with a mobile
We didn't have much time
Frank Zappa and the Mothers
Were at the best place around
But some stupid with a flare gun
Burned the place to the ground
Smoke on the water, fire in the sky

They burned down the gambling house
It died with an awful sound
Funky Claude was running in and out
Pulling kids out the ground
When it all was over
We had to find another place
But Swiss time was running out
It seemed that we would lose the race
Smoke on the water, fire in the sky

We ended up at the Grand Hotel
It was empty cold and bare
But with the Rolling truck Stones thing just outside
Making our music there
With a few red lights and a few old beds
We make a place to sweat
No matter what we get out of this
I know we'll never forget
Smoke on the water, fire in the sky



De todas las presentaciones de la banda en Montreux, la que nos concita aquí es la de 2011, en el Auditorio Stravinsky. Deep Purple se presenta en un formato sinfónico, con orquesta y banda de rock. Si bien no es la primera vez que lo hacían, la actitud del director y de la orquesta hacen esta ocasión muy especial y digna de verse.


Claude Nobs presentando a los viejos huéspedes del Festival


La formación de Deep Purple para la ocasión, 16 de julio de 2011, constó de Ian Gillan, Steve Morse, Roger Glover, Ian Paice y Don Airey. La orquesta fue la Neue Philharmonie Frankfurt y estuvo dirigida por Stephen Bentley-Klein.


Escenario, banda y orquesta ... y el público

Aquí, la performance completa




El setlist, como se habrá podido ver, se compuso de:


"Deep Purple Overture" / "Highway Star"
"Hard Lovin' Man"
"Maybe I'm A Leo"
"Strange Kind of Woman"
"Rapture of the Deep"
"Woman From Tokyo"
"Contact Lost"
"When a Blind Man Cries"
"The Well-Dressed Guitar"
"Knocking At Your Back Door"
"Lazy"
"No One Came"
"Don Airey Keyboard Solo"
"Perfect Strangers"
"Space Truckin’"
"Smoke on the Water"
"Hush" (Joe South)
"Black Night"

Magnífica actuación en un soberbio Festival que, junto con el de Lugano, ponen a Suiza en el mapa de la mejor música del presente.


Esperamos que les haya gustado

Nos vemos pronto








jueves, 27 de febrero de 2014

HISTORIA BEATLE [VII]: Por las azoteas

Una de las historias más geniales por la simplicidad. Una de las historias más originales por lo transgresora de las convenciones. Una de las muestras más claras de que la creación puede aflorar de lo más cotidiano y convertirlo en lo más singular. Un hecho que se volvió paradigmático y un hito en la historia de los conciertos. Cuando The Beatles subieron a la azotea de Apple en Saville Road dieron por tierra con los mitos, se salieron de sus ropas de ídolos y fueron ellos volviendo a jugar como lo hacían en The Cavern o en Hamburgo, esperando que algo extraordinario sucediera. La excesiva deferencia con que los trataron les resultó decepcionante, pero a cambio, pudieron dejar uno de los testimonios más espontáneos de la gravitación que tenían.

3 Saville Road, zona céntrica de Londres, el epicentro
Ese 30 de enero de 1969 no es una fecha más en el calendario Beatle. Constituye una milestone en su carrera [aunque ya fuera sobre el final] y una puerta que se abrió hacia el futuro, mostrando cómo lo que está arraigado puede aflorar y manifestarse en cualquier momento o circunstancia.

El segundo día de enero de 1969 comienza a desarrollarse un proyecto en el que habían estado de acuerdo los cuatro Beatles. Sabido es que en su estructura de decisión, bastaba que uno se opusiera para vetar una idea. En consecuencia, para hacer algo, debían hacerlo por unanimidad. Este proyecto consistía en la filmación de una película para TV, acerca de la banda, en la que se filmaban también los ensayos para un nuevo álbum. El proyecto llevaba por nombre Get Back y como había unos estudios de cine, Twickenham, que ya estaban alquilados para el rodaje de la película The Magic Christian, en la que intervendría Ringo y el tal proyecto no empezaba hasta febrero, decidieron aprovechar los días de enero en que el estudio estaría disponible. Fue una decisión que aparejó complicaciones: nunca se adaptaron a esos estudios, máxime para hacer filmaciones de tono más intimista, la banda por dentro, el proceso de creación, la gestación de un álbum.

Al mismo tiempo, por insistencia de Paul, discutieron la posibilidad de presentarse nuevamente en vivo, cosa que no hacían desde 1966. La idea era que esa actuación se incluyera en el programa de TV. Allí comenzó la danza de ideas, desde más convencionales como hacerlo en The Roundhouse [antiguo galpón de motores, símbolo de la Revolución Industrial, devenido en los albores de la psicodelia en escenario para conciertos, que sin embargo, para los tiempos que se disponían estaba inaccesible] o más extravagantes como hacerlo en un teatro romano en Túnez, al amanecer, con público de todas las razas y culturas, o hacerlo desde un barco en el Mediterráneo, etc.[1]

El período de grabaciones en Twickenham, lugar frío e inhóspito en el pleno invierno londinense, estuvo plagado también de rispideces, tensión creciente y crisis varias, en medio de discusiones y agresiones.

Un altercado entre John y George motivó que éste se fuera de las grabaciones y virtualmente de la banda. De cualquier modo, el 15 de enero volvió a los ensayos, pero aceptó quedarse si se desechaba la idea del concierto en directo. Estaba dispuesto a que los grabaran ensayando el álbum, pero definitivamente debían abandonar Twickenham.

El traslado de estudio se realizó el día 20 de enero. Se fueron para Saville Road, la sede de Apple, donde se suponía que iban a tener pronto un estudio de grabación para 72 pistas. Nada más lejano a la realidad. El encargado de esa tarea, un personaje que había sido acercado a Apple por John Lennon, era Alexis Mardas, conocido como Magic Alex, un supuesto genio de la electrónica que había encandilado a Lennon con ciertos artilugios, pero que de estudios no sabía nada. Nada estaba hecho del estudio de 72 pistas y lo que estaba hecho estaba mal. Así que The Beatles apelaron a la ayuda de George Martin para que los sacara del apuro. Martin hizo trasladar en préstamo equipos desde EMI a Apple. Así, en condiciones bastante provisorias, la banda continúa con las grabaciones del disco y de las tomas de los ensayos.

George Harrison contribuyó a que el clima de relación mejorara invitando a participar de las sesiones tocando teclados a Billy Preston, amigo personal y músico del circuito.

A fines de enero, la idea de un concierto en directo se cancela definitivamente. A cambio, Michael Lindsay - Hogg, director de las filmaciones, propuso que se hiciera una presentación sorpresiva en la azotea de Apple. En principio, la idea contó con la aprobación de Paul y John y con la negativa de George y Ringo. Sin embargo, los primeros terminaron convenciendo a los segundos.

El 30 de enero, entonces, la banda salió a los techos y desataría una conmoción [pero muy a la inglesa] que ha quedado inmortalizada en lo mejor que tiene el film Let It Be.


En la azotea, todo pronto

Según George Harrison, resultó un pequeño experimento social, a la vez que les permitía hacer algo que nunca habían hecho, ni ellos ni nadie. La experiencia tenía el atractivo de que algo nuevo sucediera para una banda que se hastiaba de sí misma.


Con las cámaras del rodaje en la azotea ...

Mientras los músicos estaban en la azotea al mediodía de ese frío día invernal y las cámaras de Michael Lindsay-Hogg los filmaban, en el improvisado estudio en que habían hecho las otras pistas de Let It Be, George Martin y Glyn Johns como ingeniero, junto al operador de cintas Alan Parsons, procesaban la grabación en dos máquinas de ocho canales.

"Ese fue uno de los más grandes y excitantes días de mi vida. Ver a The Beatles tocando juntos y tener un instantáneo retorno de la gente que los rodeaba, cinco cámaras en el techo, cámaras a través de las calles, en las calles, eso fue increíble", declaró Alan Parsons.


... hacia las calles ...

Seis temas enteros del repertorio Beatle fueron los que se ejecutaron en los 42 minutos que duró el concierto. Varios de ellos se cantaron más de una vez: Get Back [cinco veces], Don't Let Me Down [dos veces], Dig A Pony [dos veces], I Want You (She's So heavy), I've Got A Feeling y One After 909 [una vez cada una] y varios divertimentos pequeños, como Danny Boy, God Save The Queen y A Pretty Girl Is Like A Melody. Alguno de estos registros quedó interrumpido por ser al momento del cambio de cinta por Parsons.

El pequeño experimento social tuvo lugar en el público que, en principio no supo que sería espectador de algo. Varias consideraciones a este respecto: se trató de un público inicialmente random, o sea, los transeúntes que pasaban, los vecinos que pudieran asomarse, trabajadores de la zona que se vieron sorprendidos por el repentino sonido. Luego, fue el público el que decidió serlo, es decir, en lugar de seguir de largo, se comenzaron a concentrar en la calle, alrededor de la puerta de Apple y otros se ingeniaron para trepar a azoteas vecinas para tener visión y no solo sonido y otros, más afortunados solo debieron asomarse a las ventanas. Entre los que se quedaron, muchos fue por curiosidad y otros por placer, pero también los hubo de los que estaban en desacuerdo con el evento y protestaron.

... en las calles, captando todas las reacciones.

Todas estas actitudes se pueden ver en el film de Lindsay-Hogg, con las cámaras que registraban lo que pasaba abajo y alrededor de la azotea que tendió a convertirse por momentos en un epicentro en torno al cual giraban otros acontecimientos provocados por la música. Se incluye en esto también la intervención de la policía metropolitana, los bobbies, quienes primero se limitaron a mantener el orden en la calle, pero luego procedieron a trasmitir a la gente de Apple que debían suspender [no la actuación o el concierto o la música] sino la perturbación que se estaba provocando. Hubo dos avisos para que terminaran, y en el segundo, dos agentes fueron conducidos hasta la azotea por Mal Evans.


Mal Evans tratando de convencer a los bobbies de que pronto van a parar

El que presenta en el film una actitud más desafiante es Paul. Cuando les avisan que la policía intima a que terminen con la música, John y George apagan sus amplificadores, pero Paul lo vuelve a encender y a galopar las notas iniciales de Get Back, dirigiendo ahora la orden de retroceder de la canción hacia los policías. Inmediatamente los demás se pliegan y hacen el tema hasta el final, sabiendo que es el final de la actuación. El tema termina cuando los policías ya habían bajado y el concierto se dispersa. La película termina con la imagen congelada de los músicos pasando por encima de los cables disponiéndose a bajar.


Get Back, Get Back, Get Back To Where You Belonged. Hubiera sido el final apropiado para la película ser desalojados por la policía, arrastrados y pateando los tambores y platillos, pensaron Ringo y Paul, y así lo declararon

Ringo declaró posteriormente que se sintió decepcionado por la policía, que se limitó a decir cortésmente que debían interumpir la música, ya que él esperaba que lo sacaran a rastras de la batería para dar un final apoteósico al concierto y a la película. Decepción parecida manifestó Paul McCartney. Lo cierto es que The Beatles habían generado una vez más un hecho sin precedentes [a excepción de Jefferson Airplane] y aún en su ocaso, marcaban tendencia.

El Rooftop Concert adquirió visos paradigmáticos y varias bandas hicieron sus propios conciertos en azoteas, varias bandas tributo trataron de reconstruirlo.



Un fragmento por demás ilustrativo del film, coincidente con una de las versiones de Get Back. Aquí se ven reacciones del público, de todo tipo de público, en las calles y en las azoteas linderas.




Otra de las versiones de Get Back


Es muy difícil encontrar el pasaje entero de la película en que se da cuenta del concierto de la azotea, al parecer por reclamos de derechos. Pero si seguís este enlace, podés verlo [No hubo forma de poder incrustarlo en el blog]

The Beatles - Rooftop Concert (London Original... por STARDUST72

Al día siguiente se llevó a cabo la sesión final del proyecto Get Back con el rodaje de canciones que no habían sido apropiadas para el concierto de la azotea, como Let It Be o The Long And Winding Road. Así como se terminaron las sesiones, así quedó archivado el proyecto que quedó esperando un año, hasta 1970, para ver la luz. Claro, a esa altura no había retroceso posible y lo único era resignarse a la separación que McCartney anunciara públicamente en abril de 1970. Por eso, el álbum y el film que se lanzaron en mayo de 1970 no se llamaron Get Back sino Let It Be.

-----------------------

[1] Una acotación interesante al respecto: en 1966 The Roundhouse, desafectada de su función tecnológica desde 1964, se conviertió en sede de espectáculos. Uno de los primeros eventos fue el lanzamiento de la revista IT [International Times], dirigida por Barry Miles, amigo personal de McCartney y con la cual The Beatles colaboraron dándole difusión con entrevistas concedidas. En ese lanzamiento en The Roundhouse, intervino Pink Floyd y seguiría actuando varias veces más en ese escenario con los espectáculos de luces y sonido que ellos desarrollaban en paralelo con los primeros acid tests.
Poco después The Beatles y Pink Floyd coincidirían en estudios contiguos en la sede de EMI en Abbey Road, durante la grabación de Sgt. Pepper's Lonely Hearts Club Band y The Piper At The Gates Of Dawn.  Pocos años después, en 1971, Pink Floyd llevó a cabo una idea con cierta similitud a la que The Beatles habían desechado: filmar a la banda tocando en un teatro romano, solo que este fue en Pompeya y sin público presente.

Hasta la próxima





miércoles, 26 de febrero de 2014

ENMUDECIERON LAS GUITARRAS. IN MEMORIAM PACO DE LUCÍA

No se puede decir mucho. Pocos o ninguno como él. Nacido en el flamenco, engrandecido en la fusión. Inesperada, la muerte ganó otro arrebato. Habrá mejores sonidos dondequiera que sea que los muertos van. Habrá más silencios donde los vivos quedan. Nativo de Algeciras, perteneciente a todos, hay una guitarra que llora callada, hay una cuerda que se soltó, hay muchas notas que están silenciosas.



Di Meola, McLaughlin, De Lucía. Fusión en estado esencial

Había estado en Montevideo el 17 de diciembre del año pasado, colaborando con el Espacio Cultural García Lorca de Montevideo.

ABBEY ROAD rinde su homenaje.



martes, 25 de febrero de 2014

¿SERÁ ASÍ EN UN FUTURO? ALGO DE HUMOR VIENE BIEN

Cuando McCartney escribió When I'm Sixty Four era muy joven, los 64 años estaban muy lejos y seguramente la distancia entre alguien de esa edad y un joven se veía como más insalvable que en la actualidad. Entre otras cosas, porque un abuelo de 64 años le decía a su nieto de 14 o 16: ¿Cómo puede gustarte un montón de peludos que no hacen música, sino ruido? Ni siquiera podía pensarse que el Rock And Roll fuera a sobrevivir los casi 60 años que lleva de existencia.

Es curioso que un músico de Rock se preocupara por sus lejanos 64 años y que el género musical esté alcanzando esa longevidad, al tiempo que por los escenarios se pasean músicos de más de 70 años, tanto como adolescentes rockeros y todas las edades intermedias. [De paso, esta noche está tocando en Uruguay Rod Stewart, otro veterano del Rock y los escenarios, una muestra más de esa longevidad que señalábamos]

Pues bien, se acerca la generación de abuelitos rockeros, en buena medida ya está aquí. Por eso lo del título, porque pertenecemos a una generación que absorbió la Cultura Rock y en algunos aspectos nos parecemos más a nuestros sucesores que a nuestros antecesores. 

La referencia al humor viene por la hilarante caricatura que traemos a los amigos de ABBEY ROAD, junto con la pregunta de qué puede ocurrir en no muchos años.


Hagamos abstracción de lo de Asilo, pensémoslo en una reunión de viejitos en un parque o en una mesa de bar ...

Quizás nuestros antecesores discutieran si el tango o la típica, si Gardel o Julio Sosa, si Troilo o D'Arienzo [si viven en el Río de la Plata]. Para otras latitudes sabrán encontrar ustedes las analogías.

No sé cuál es el origen del dibujo, muy bien logrado, por cierto, pero me llegó por Facebook y me pareció digno de un post para compartir con los amigos de ABBEY ROAD.

Espero que les haya gustado. Hasta pronto.


LOS MEJORES ÁLBUMES DE 2013 PARA LA AUDIENCIA DE EL RETORNO DEL GIGANTE

Ya quedó cerrada la votación de los mejores álbumes de estudio y en vivo de 2013 que tradicionalmente hacen los amigos de El Retorno Del Gigante. Hace poco fundamentábamos nuestro voto. Hoy traemos a los seguidores de ABBEY ROAD la lista final de la votación.


Los 10 primeros lugares en álbumes de estudio

Dos apreciaciones: 1) A diferencia de años anteriores, nuestra selección estuvo muy lejos de los resultados finales, a excepción de los dos primeros lugares (estudio y vivo), que estaban en nuestra votación. Después poca coincidencia con los más votados.  2) Este año la audiencia se volcó mucho más decididamente hacia discos de bandas argentinas y por consiguiente dio menos espacio a las bandas de otros orígenes.


Primeros lugares de álbumes en vivo

Sin más preámbulos, presentamos a ustedes los 10 primeros lugares de álbumes de estudio. Están en orden ascendente y en algunos casos, los votos obtenidos son iguales. Hemos tomado 10, aunque si contamos los empates, las posiciones son menos.

ÁLBUMES DE ESTUDIO

10. LMR - Levin Minnemann Rudess - 5 votos



Este fue un álbum que no habíamos escuchado y que, a partir de la votación, nos acercamos a él. El disco es excelente, vale decirlo y hubiera sido un candidato fuerte a estar en nuestra selección ... si lo hubiéramos escuchardo antes de quedar emitido nuestro voto. Y eso que siempre esperamos a fines de enero para votar, luego de hacer un repaso lo más exahustivo posible de los materiales de que disponemos. Una interesante mezcla de Crossover Prog, con toques de Metal Prog y bastante de Jazz Rock.


09. Birds And Buildings - Multipurpose Trap - 5 votos




En la página de esta banda de USA, alguien dice que si King Crimson, Gentle Giant y Happy The Man hubieran tenido descendencia, éste hubiera sido el resultado. Las influencias se notan claramente y el nivel de la banda es francamente alto. Es una banda a tener muy en cuenta. Sin embargo, el listón de calidad de 2013 estuvo muy alto y, a mi juicio entraría en una selección más amplia pero no entre los 10.


08. Big Big Train - English Electric Part 2 - 5 votos



Esta es una de las coincidencias con los votantes. Ya lo dijimos en nuestro comentario del disco y en la fundamentación de nuestro voto: una de las bandas más interesantes y creativas de la actual escena prog y en franco ascenso.

07. Riverside - Shrine Of The New Generation Slaves - 6 votos



Con esta banda polaca no es la primera vez que nos pasa que en una primera selección la incluimos, pero luego, al hacer la selección definitiva, en comparación queda por debajo de la décima posición. Probablemente lo que nos ocurre es que, en la comparación final, no encontramos la suficiente novedad en sus planteos, a los cuales quizás se le notan demasiado las influencias. Eso sí, tienen un nivel impecable de ejecución y eso es, a nuestro juicio, lo que hace que siempre sea tenido en consideración.


06. The Flower Kings - Desolation Rose - 7 votos



Teníamos expectativas mucho más altas para con esta disco desde que se anunció que saldría. Los amigos de ABBEY ROAD son testigo de que nos gusta mucho y valoramos como se debe, por su calidad, a Roine Stolt y sus emprendimientos, así como a músicos de sus bandas, como Tomas Bodin o Jonas Reingold y al Prog Rock sueco en general. Por eso mismo, lo que esperábamos era que el hiato que hay entre The Sum Of No Evil y Banks Of Eden con este Desolation Rose fuera más visible. Y sin embargo, parecen trabajar sobre un molde, que si bien es de excelencia, no es de novedad. Por eso, lo consideramos después de los 10. Sí pondríamos la carátula, obra de Silas Toball, entre las mejores del año.


05. Haken - The Mountain - 10 votos




Otra coincidencia con nuestro voto. Ya lo hemos dicho, esta banda británica de Metal Progresivo es uno de los hallazgos más notables de esta década de los '10. No se limita a los clichés del género, sino que se permiten escapadas hacia otros territorios, haciendo un excelente uso de la fusión. No es la primera vez que incluimos un álbum de ellos en nuestro voto de los mejores.


04. Láquesis - Láquesis - 11 votos



Esta es la más nueva de las bandas argentinas votadas. E impresiona realmente bien. No creo que la hubiera puesto entre las 10 mejores, pero de haber oído antes este disco, hubiera estado en la lista previa. Seguramente tienen mucho para dar en el futuro, ya que este es su álbum debut. Una buena experiencia escucharlo.

03. Jinetes Negros - Tawa Sarira - 12 votos




Otro de los argentinos seleccionados, en este caso, la banda más veterana de las tres. Su propuesta está dentro de sus parámetros habituales, quizás con más cuidado por la calidad de su sonido, con muy interesantes juegos vocales. Pero me pasa lo que en general me ocurre con el Metal Progresivo y es que el género pesa demasiado y la originalidad se ve un poco menguada. La carátula sí la incluiríamos entre las mejores. Una lástima, no encontramos mención del autor.

02. Ünder Linden - Espacios Intermedios - 13 votos




Coincidimos en que es el mejor de los tres álbumes argentinos y lo hubiéramos incluido entre los 10, si hubiéramos llegado a oirlo antes. Una pena, pero aquí lo incluimos  - ex aqueo - entre los 10 aunque no lo hayamos hecho antes.


01. Steven Wilson - The Raven That Refused To Sing (And Other Stories) - 15 votos




No es de extrañar que Mr. Wilson pegue fuerte. Obtuvo la mayor cantidad de voluntades y quedó primero. En nuestro voto fundamentábamos por qué lo ubicábamos tercero, pero en el conteo de ERDG los votos no se cuentan según posición, sino que la mención de cada votante vale un voto. No discutimos para nada que esté entre los 10 mejores. Ya fuera primero, décimo o en cualquier otro lugar, es obvio que debía ser incluido, por ser una obra mayor excelentemente hecha.


ÁLBUMES EN VIVO

03. RPWL - A Show Beyond Man And Time - 4 votos



Excelente banda alemana. Dos es demasiado chico para que quepa todo lo que se puede destacar, pero eran las reglas de juego.


02. REDD - Ceremonias para alzar el telón - 4 votos


Este no es un álbum propiamente de 2013: fue editado en 2013, pero grabado en 2007, en el concierto conmemorativo de los 30 años de REDD, la banda progresiva tucumana.


01. Steven Hackett - Genesis Revisited Live At Hammersmith - 10 votos



En este coincidimos en todo y estaba bastante cantado. La excelente performance de Hackett llevando por los escenarios su gran disco de estudio de 2012, que votáramos también en ese año para ERDG.

Además de los mencionados, las listas se completan así:

ÁLBUMES DE ESTUDIO

4 votos
Comedy Of Errors   “Fanfare And Fantasy”
Days Between Stations "In Extremis"
Deep Purple  "Now What?!" [Buen disco, sin mayor originalidad]
Dewa Budjwana “Dawai in paradise”
Fish "A Feast of Consequences"
PFM “In Classic Da Mozart A Celebration” [Merecía mejor suerte]

3 votos
Dánae, "Medusa"
Defórmica “Defórmica”
Flicker “How Much Are You Willing To Forget”
Ingranaggi Della Valle  “In Hoc Signo”
Magenta "The Twenty Seven Club"
Maschine “Rubidium”
Moon Safari "Himlabacken Vol1 [Estuvo en nuetra selección preliminar]
Nemo "Le ver dans le fruit"
Not A Good Sign "Not A Good Sign"
Progenesi - Ulisse - l'alfiere nero
The Tangent - " Le Sacre Du Travail " [Merecía mejor suerte]

2 votos
Airbag "The Greatest Show On Earth"
Altare Thotemico “Sogno Errando”
Anima Mundi "The Lamplighter" [Merecía mejor suerte]
Ayreon "The Theory Of Everything" [Todavía no nos convenció, aunque lo tuvimos en cuenta en primera selección]
Catukuá “Lomas”
Cosmograf “The Man Left In Space”
EPN Trio  " Vol 1 & 2 "
Gardenia “El libro de los soles”
La Maschera Di Cera "Le Porte Del Domani | The Gates Of Tomorrow" [Merecía mejor suerte]
Materium "In the Materium"
Museo Rosenbach  “Barbarica”
Oblivion Sun “The High Places”
October Equus “Permafrost”
Ray Wilson "Chasing Raibows"
Sky Architec "A Billion Years Of Solitude"
Spock's Beard “Brief Nocturnes And Dreamless Sleep” [Merecía mucho mejor suerte]
The Psychedelic Ensemble "The Tale of the Golden King"
Ton Scherpenzeel “The Lion´s Dream”
Vanished from Earth, "Vanished from Earth"

1 voto
Aldo Pinelli "Suite Italiana"
Alphataurus “Attosecondo”
Altablanca "En Vivo, 1982"
Antoine Fafard "Occultus Tramitis"
Athanor “Vos Cités Sont Des Tombeaux”
Big Big Train "English Electric: Full Power" [Quedó claro que es poco conocido]
Big Big Train "Make some noise"
Blackfield “Blackfield IV” [Lo consideramos en primera selección]
Bolus “Triangulate”
Brother Ape  "Force Majeure"
Camel "Snow Goose 2013"
Camelias Garden “You Have A Chance”
Clive Nolan "Alchemy"
Darío Íscaro | Antihéroe Project  "Ánima fugitiva"
David Rhodes "Rhodes"
El Trío "Las Manos"
Elephants of Scotland, "Home Away From Home"
Espíritu "Entreciclos"
Ficción "Sobre la ira de Dios"
Five-Storey Ensemble "Not That City"
Flamborough Head  "Lost In Time" [Un buen álbum que consideramos para una primera selección]
Fughu "Human the Tales / Human the Facts"
Ihsahn "Das Seelenbrechen"
Il Tempio Delle Clessidre “Alienatura”
Kerrs Pink  “Mystic Spirit”
Klaus Schulze  “Shadowlands”
Kompendium "Elements"
Lifesigns "Lifesigns"
Luis Colucci "Secuencia"
Miriodor "Cobra Fakir"
Nosound  “Afterthoughts”
Quiet Child  “The coming storm”
Radius & Helena  “Fangs”
Raffo "Al sur del Maldonado - Música de Flores Volúmen 3"
Respiro  " Respiro "
Sanguine Hum “The Weight Of The World”
Sein "Tesis"
Sigur Ros  “Kveikur”
Siiilk “Road To Lhasa”
Skeem  "...Just Suggesting"
Sophya Baccini  “Big Red Dragon”
Sound Of Contact "Dimensionaut"
Stickmen "Deep"
Taylor’s Universe “Worn Out”
Tera Melos  “X'ed Out”
The Aristocrats  "Culture Clash"
The Tangent  "L'Étager du Travail" [Es casi desconocido, por lo visto]
The Wrong Object “After The Exhibition”
Tugs “Europa Minor”
Unit Wail “Retort”
Unreal City “La Crudelta Di Aprile”
Violent Silence "A Broken Truce"
Volto!  “Incitare”
Vultress "Distance"
Wisdom Of Crowds "Wisdom Of Crowds"
XNA "When We Changed You"
Zletovsko “Zletovsko”


ÁLBUMES EN VIVO 

3 votos
Arti & Mestieri “The Live”
Greg Lake "Songs of a Lifetime"
King Crimson  "The Road To Red "

2 votos
Altablanca "En Vivo 1982"
Steven Wilson "Drive Home”

1 voto

Anathema "Universal"
Dead Can Dance "In concert"
Delta Red “El Vivo - Luz En El Sotano”
Discipline "This One's For England”
Dream Theater  “Live at Luna Park”
Ibrahim Maalouf “Au Babylon Istanbul 2013”
Marillion  “Brave Live 2013”
Pendragon "Out Of Order Comes Chaos" 
Rush  "Clock Work Angel Tour"

Bien amigos, esperamos que haya sido de su agrado. Este noche se emitió el programa especial de ERDG que presenta el resultado de la votación. Si querés descargarlo para oirlo, acá va a estar [no ahora, pero sí en unos días].


Nos encontramos pronto













domingo, 23 de febrero de 2014

GRANDES PERFORMANCES [V]: RICK WAKEMAN, THE SIX WIVES, HAMPTON COURT PALACE, 2009

En mayo de 2009 Rick Wakeman pudo por fin cumplir un propósito que había tenido en 1973 cuando compuso The Six Wives Of Henry VIII: poder presentarlo en el palacio Hampton Court, en Ritchmond Upon Thames, Surrey, Londres, la sede de gobierno de Enrique VIII. 35 años antes le había sido negado el permiso para hacerlo y la obra vio la luz únicamente como placa grabada en un magnífico y - casi insuperable - álbum de estudio.

La obra se convirtió en un clásico del Rock Progresivo, aún siendo el segundo disco solista de Wakeman. El propio Wakeman se convirtió en una leyenda del Rock y de los teclados. No es de extrañar que en 2009, 35 años después, ya no existiera negativa a la realización del concierto que Wakeman soñó todos esos años.


El disco con el concierto que demoró 35 años en realizarse

Así, entre el 1 y el 2 de mayo de 2009, se realizaron dos conciertos en el parque del Palacio Hampton Court, los que fueron grabados y dieron el material para la edición en CD y DVD que apareció en octubre de 2009.

La obra, para su puesta en escena moderna, contó con algunos agregados: una serie de fragmentos narrados que dan un hilo conductor a la historia, a cargo de Brian Blessed; la presencia de una orquesta y un coro - la Orchestra Europa y el English Chamber Choir - ambos bajo la dirección de Guy Proterhoe, viejo amigo y compinche de Wakeman y el añadido de algunos temas [una fanfarria inicial, un preludio y un postludio, un preludio a Jane Seymour, todo un tema que, habiendo sido compuesto para la versión original no entró en la duración standard de los vinilos de aquel momento, Defender Of The Faith y otro tema original para esta presentación Tudorock].

Escenario, orquesta, coro y banda

La banda que acompaña a Wakeman es, como desde sus comienzos, el English Rock Ensemble, integrado en la oportunidad por Dave Colquhoun en guitarra eléctrica, Jonathan Noyce [ex Jethro Tull] en bajo, Adam Wakeman en teclados, Tony Fernández en batería, Ray Cooper en percusión y  Peter Rinaldi en guitarra acústica.


Wakeman y su English Rock Ensemble

Resulta digno de atención todo el concierto, pero propongo detenerse a escuchar con los ojos cerrados el solo de piano de Wakeman en Anne Boleyn, luego de hacer un recorrido casi ceremonial desde su trinchera de teclados hasta el Steinway de cola ubicado en lo alto. Soberbio y erizante.

Espero que lo disfruten





Una yapa: The Six Wives Of Henry VIII en vivo en el Gran Rex, Buenos Aires, Argentina, 09/12/2012.





Hasta la próxima





sábado, 22 de febrero de 2014

ABBEY ROAD ES BLOG DEL DÍA

Con satisfacción recibimos de www.blogdeldia.org, la noticia de que ABBEY ROAD había sido nombrado Blog Del Día. Ayer, viernes 21 de febrero, aparece en esa página, la mención con el cuestionario que hacen a quienes llevan adelante los blogs que destacan.





A los amigos de Blog Del Día, el más sincero agradecimiento. Esto sirve para reforzar la vocación de comunicación que motiva a ABBEY ROAD. Y estamos seguros de seguir adelante.





Hasta pronto



jueves, 20 de febrero de 2014

GRANDES PERFORMANCES [IV]: GENESIS, ROMA, 2007

En 2007 los tres músicos que habían permanecido en Genesis de su formación clásica [Mike Rutherford, Tony Banks y Phil Collins] decidieron reunirse para un Tour único. Contaron también con el concurso de los dos miembros de apoyo durante tantos años, Daryl Stuermer y Chester Thompson.


Imponente escenario ...

... público desbordante

La gira se denominó Turn It On Again Tour y se desarrolló en Europa y América del Norte. Constó de dos mangas. La primera desde el 11 de junio hasta el 14 de julio de 2007 y abarcó 12 países europeos. La segunda abarcó desde el 7 de setiembre al 13 de octubre y tocó 3 ciudades de Canadá y 17 ciudades de USA. Fueron en total 47 conciertos entre las dos mangas.

El que traemos hoy es el que se dio en Roma el 14 de julio de 2007, en el Circo Máximo, antigua construcción de la Roma Imperial. Tuvo la particularidad de haber sido el único concierto gratuito de la gira y que nucleó más de un millón de espectadores.


Reconstrucción en maqueta del monumental escenario de la antigua Roma

Público desbordante en el presente

Más de un millón de espectadores

Este concierto es el que fue editado oficialmente en el triple DVD titulado When In Rome, cuyo tercer disco es el documental Come Rain Or Shine, que no tiene desperdicio, acerca de la preparación del show, del increíble escenario, de los intrincados efectos visuales que causaron más de un problema, de la intervención de los músicos hasta en el más mínimo detalle y de cómo lograron recrear el clima de la banda para hacer estos shows despedida inolvidables. Sobresale en ese documental lo relativo a la búsqueda de las banquetas que iban a usar en el escenario para cuando Thompson y Collins hicieran el dúo / contrapunto de percusión en Conversations With Two Stools.


Extraordinarios efectos visuales



Esperamos que lo disfruten.






También ha circulado la versión completa de uno de los dos shows en el LTU Arena de Düsseldorff, el 27 de junio, con un marco de público imponente, pero muy menor al de Roma. Este concierto fue emitido en HD y Dolby 5.1 en directo en cines de España, Gran Bretaña y Suecia.

Nos encontramos pronto









HISTORIA BEATLE [VI]: Nacimos en Liverpool pero crecimos en Hamburgo

Así definió John Lennon los orígenes de The Beatles aludiendo a la importancia que la experiencia alemana brindó a la banda. Hamburgo es una ciudad que ha quedado ligada a la historia Beatle de modo indeleble. Por varios motivos, además de que estuvieron allí en cinco temporadas. 


Imagen paradigmática de The Beatles en Hamburgo

Primero porque en cierto momento los precedió la idea de que eran una banda alemana [los asociaban más con Hamburgo que con Liverpool]. 

Segundo porque los vínculos que allí establecieron tuvieron sus prolongaciones másd allá del tiempo, como en los casos de Astrid Kircherr y Klaus Voormann. 

Tercero porque allí quedó una parte de la banda primaria, primero por la decisión de Stu Sutcliffe de quedarse en Hamburgo con Astrid como pareja y luego por la desgraciada instancia de su muerte justo previo al retorno de la banda a Hamburgo. 

Cuarto proque fue en Hamburgo donde su imagrn se delineó, a partir del experimento que Astrid Kircherr hizo en el pelo de Stu y que imitaron los demás [a excepción de Pete Best]. 

Quinto, porque les dio la endurance necesaria para lidiar con cualquier público. 

Sexto, porque haber grabado en Hamburgo con Tony Sheridan, provocó que en Liverpool buscaran ese single y esto motivara a Brian Epstein para conocerlos, con las consecuencias que ello tuvo y es bien conocido. 

Séptimo, octavo y noveno, porque esto, porque aquello y porque lo de más allá, hay muchos otros motivos conocidos y por conocer. 

Lo cierto es que la experiencia alemana devino en un bautismo de fuego para la banda y en desencadenante directo o indirecto de otros hechos que se concatenaron afortunadamente para llevarlos hasta donde llegaron. Claro, si no hubieran sido talentosos, su vuelo hubiera sido corto y raso como el de las estrellitas fugaces actuales. Pero no, el ingrediente de su talento fue el que terminó haciendo exitosa toda la operación de producción, promoción y difusión que siguió.

En 1958 Alan Williams había adquirido un local que llamó Jacaranda y que sería conocido como el Jac, en el 21 Slater St., Liverpool. De este lugar eran concurrentes John lennon, Stuart Sutcliffe y Paul McCartney. De esa relación nació el hecho de que Williams comenzara a representar a la banda y a conseguirle contratos para actuaciones.

Fue a través de Williams que se estableció en contacto con el empresario hanburgués Bruno Koschmider, dueño de un par de clubes nocturnos en Hamburgo. De allí salió la posibilidad de que los flamantes Beatles tuvieran un contrato que los vinculaba por una serie extensa de actuaciones a lo largo de dos meses.

Hamburgo era una ciudad portuaria de vínculos evidentes con Liverpool al ser ambas ciudades volcadas al mar, pero la ciudad alemana tenía un aire cosmopolita mucho más marcado. La ciudad había sido parte de la Liga Hanseática en la Edad Media, lo que había marcado su vocación comercial y de encricijada de viajeros y mercaderes. Pero sufrió duramente las consecuencias de los bombardeos durante la Segunda Guerra Mundial, al punto de haber sido devastada. Sin embargo, en los años '50 floreció en Hamburgo toda una idustria de atracciones nocturnas que la llevaron a ser vista como la Ciudad del Pecado. Entre night clubs, prostíbulos y centros de entretenimiento, la vida de Hamburgo resultaba más agitada de noche que de día. A ese ambiente se trasladaron The Beatles, de los cuales el mayor era John con 19 años y el más joven George con unos flamantes 17 años.

En agosto de 1960 se presentó la primera oportunidad de tener un contrato en Hamburgo. Sin embargo, la banda no contaba con baterista fijo [recurrían a bateristas alternativos] y esa situación para el contrato de Hamburgo no era aceptable. Por ello debieron encontrar quién ocupara ese lugar. Por ese entonces concurrían y actuaban en el Casbah Coffee Club y allí trabaron relación con el hijo de la dueña, Mona Best, que era baterista en la banda The Blackjacks. De cualquier modo, estaba a punto de separarse de la banda, así que The Beatles, luego de haberlo observado como baterista, le ofrecieron unirse a la banda para la gira de Hamburgo. Así se incorporó Pete Best a The Beatles.

PRIMERA ESTADÍA [1960]

El 16 de agosto emprendieron camino rumbo a Hamburgo, de un modo peculiar. Salierond del Jacaranda hacia Londres. Allí tomaron el ferry de Harwich con destino a Holanda y allí seguían el camino en camioneta. Al llegar a Arnhem, se dieron cuenta de que Williams había equivocado el camino y debieron rehacerlo para dirigirse, ahora sí, a Hamburgo.

Llegaron el día 17 de agosto, justo para comenzar ese día con las actuaciones pactadas. Su primer club fue el Indra, propiedad de Koschmider, que poseía otro más grande, el Kaiserkeller. El contrato era bastante leonino: los días de semana debían hacer 4 pases que sumaban 4 horas y media entre las 20:oo y las 02:00. Los sábados debían hacer 5 pases que sumaban 6 horas y los domingos también debían sumar 6 horas, pero en 6 pases. El contrato era por dos meses, pero solo llegaron a cumplir 48 días. Se alojaban en un pequeño cine vecino, el Bambi Kino, en una habitación paupérrima detrás de la pantalla. Cada uno recibía 30 marcos [2,5 libras] por noche.


En el Indra Club

La priemra noche la pasaron en el apartamento del propio Koschmider, pero luego fueron alojados en el referido Bambi Kino, en 33 de la Paul Rossen Strassen. La anécdota cuenta que al verlos alicaídos esa noche, Williams les gritó para alentarlos, Make It A Show, Boys!, frase de la que se apropió Koschmider, que luego solía gritarles Mak Show, Beatles, Mak Show! Los muchachos comenzaron a introudicr otras cosas en escenas, ya que el espacio parecía demadiado grande para cinco músicos. Por lo tanto, comenzaron a hacer desplazamientos, tirar cosas, incluso pelearse en escena, lo cual, sin embargo, tuvo un resultado positivo para su número, que fue ganando adeptos.




En el Bambi Kino

Precisamente, las actuaciones fueron aumentando de voltaje y sobre todo a perturbar con el sonido a viviendas vecinas al club. A principios de octubre una vecina, dice la tradición, se quejó del volumen de la música, loq neu determinó que debieran salir del Indra. Koschmider los pasó al Kaiserkeller, ya que no habían terminado con las actuaciones pactadas por contrato. Hasta el 16 de octubre debían continuar actuando. En esas circunstancias, con los Beatles en el Kaiserkeller, el Indra se convirtió en un club de strip tease.

Al pasar al Kaiserkeller, la relación contractual cambió porque pasaron a deber actuar 58 noches, lo que extendía el contrato hasta fines de noviembre. En el Kaisekeller alternaban sus actuaciones con Rory Storm & The Hurricanes, banda en la que estaba como baterista Ringo Starr.

A mediados de octubre, el bajsita de Rory Storm & The Hurricanes, Lu Walters [alias de Walter Eymond], hizo una grabación amateur en los estudios Akustik de la estación ferroviariade Kirchenalle 57, de Hamburgo, en el que se podían grabar acetatos con saludos y mensajes o canciones como en este caso. Walters fue a grabar Summertime e invitó para ello a Ringo Starr como baterista y a John lennon, Paul McCartney y George Harrison como músicos acompañantes. No fueron ni Stu Sutcliffe [que hacía de cuentya que tocaba el bajo] ni Pete Best [que no llegaba aún a ser un Beatle pleno]. Ersos acetatos se grababan de un solo lado, ya que del otro contenían avisos publicitarios. Estuvieron tentados de seguir grabando otros temas, pero no sabían si les daría el tiempo para llegar a la primera función en el Kaiserkeller, de modo que terminaron allí la sesión.

A comienzos de noviembre, la banda entra en conflicto con Koschmider, ya que este se entera que habían estado en conversaciones con el dueño del Top Ten Club, que les prometía mejores condiciones. Si bien debían continuar actuando hasta fines del mes, lo que siguió fue accidentado, ya que Koschmider hizo cosas para perjudicarlos, como por ejemplo, denunciar a George Harrison como menor de edad trabajando en un centro nocturno.

El 20 de noviembre Koschmider denuncia a George como menor y se espera que el 21 lo deporten. En la noche, George se pasa enseñándole a John sus parte de guitarra para que puedan seguir tocando.

El 21 de noviembre se hace efectiva la deportación de George hacia Inglaterra. Los demás, si bien deben seguir tocando para terminar el contrato, se acercan más hacia el Top Ten Club, propiedad de Pêter Eckhorn a donde volverán al año siguiente.

Terminado su contrato con el Kaiserkeller Club, The Beatles decidieron mudarse del tugurio en que estaban en el Bambi Kino, hacia la parte superior del Top Ten Club. Paul y Pete fueron a buscar sus cosas de noche y como no tenían luz, hicieron fuego con alguna cosa [se dice desde trapos hasta un condón]. Al parecer dejaron algo chamuscada una pared, pero Koschmider, furioso porque habían actuado en el Top Ten Club, luego de haber hecho deportar a George por menor, hizo que arrestaran a Paul y Pete por intentar incendiar el Bambi Kino. Los arrestaron, pasaron la noche en la cárcel y al día siguiente los deportaron para Inglaterra.

La deportación de Paul y Pete se hizo muy rápida y ríspida. Pete no pudo siquiera sacar sus tambores. El 1º de diciembre ya estaban en Inglaterra. Solamente quedaban en Hamburgo John y Stu. este último ya estaba en pareja con Astrid Kircherr, de modo que se quedó más tiempo hasta el 21 de enero de 1961. John volvió solo a Inglaterra. El resultado no era muy alentador. Los habían echado y económicamente no había resultado la gran cosa.

En esta primera estancia en Hamburgo The Beatles conocieron a Tony Sheridan, que tocaba en el Top Ten Club, acompañado por su banda soporte The Jets. No tocaron juntos en esa oportunidad, pero al año siguiente sí.

SEGUNDA ESTADÍA [1961]

Para marzo de 1961, Williams, a través de Jacaranda Enterprises, firmó un nuevo contrato de actuación de la banda en Hamburgo. Esta vez fue con el Top Ten Club y su extensión era de tres meses. Deberían actuar siete noches a la semana: de lunes a viernes de 19:00 a 02:00, los sábados de 19:00 a 03:00 y los domingos de 18:00 a 01:00, en todos los casos con una pausa de 15 minutos por cada hora entera. Recibirían un pago de 40 marcos por persona y por día, deduciendo de allí la comisión para Williams.
El 15 de marzo de 1961 Stu Sutcliffe vuelve a Hamburgo para pasar unos días con Astrid antes de que The Beatles regresaran para actuar, pero también para arreglar algunos asuntos administrativos pendientes por cómo se habían ido en 1960. Arreglados esos temas The Beatles se trasladarían nuevamente a Hamburgo el 27 de marzo.Llegados a Hamburgo, pasarán a alojarse en el ático del Top Ten Club.

El 1ºde abril comienzan la temporada más larga que tuvieron en Hamburgo, que se extendió hasta el 1º de julio. El club estaba ubicado en el 136 de la Reperbahn. En él, The Beatles alternaron actuaciones con The Jaybirds primero y con Rory Storm & The Hurricanes luego. En la temporada realizaron más de 500 horas de escenario.


El Top Ten Club

A esa altura, Stu ya había abandonado la banda y se quedaría a vivir con Astrid Kircherr en Hamburgo. Para ello se había matriculado en la Facultad Estatal de Bellas Artes, a fin de estudiar pintura. Pero si bien dejó de tocar, no dejó de acompañarlos a sus actuaciones.


Astrid Kircherr y Stu Sutcliffe

A instancias del cambio de apariencia que Astrid produjo sobre Stu, los demás imitaron inmediatamente las vestimentas de cuero, aunque solo adoptarían el flequillo más adelante, después de un viaje a París que realizarían en octubre de ese año, para celebrar el cumpleaños de John. Allí, visitarían a Jürgen Vollmer quien se había cortado el pelo como Stu. Entonces sí, Paul y John le pidieron a él que les hiciera el mismo corte. Astrid Kircherr había tomado la idea del corte de pelo del actor Jean Marais en la peícula de Jean Cocteau El Testamento de Orfeo, de 1960. Les gustaba el aire existencialista que les daba.


La nueva estética del cuero

El actor Jean Marais en Le Testament D'Orphée, de Jean Cocteau. El cine arte influye en la música popular de modo oblicuo: el pelo de Marais inspira a Kircherr el peinado que usarían The Beatles.

Jürgen Völlmer en París, con el corte de pelo ideado por Kircherr.


Völlmer y McCartney con nuevo peinado en París

La nueva estética del cuero + el peinado [excepto en Best]

A fines de junio, el productor Bert Kaempfert, para el sello Polydor, trae a The Beatles para que sean la banda que acompañe a Tony Sheridan en la grabación de un disco. Las sesiones de grabación van del 22 al 24 de junio y se realizaron, los días 22 y 23 en el Friederich Ebert Halle y el 24 en el estudio Rhalstedt. Los primeros días graban 4 temas con Sheridan: My Bonnie, The Saints, Why (You Can't Love Me Again) y Nobody's Child. También, pero por su cuenta, The Beatles grabarían Ain't She Sweet y Cry For A Shadow, que es un tema instrumental firmado por Lennon y Harrison [raro por partida doble]. En la grabación del 24 hicieron con Sheridan Take Out Some Insurance On Me, Baby. Recibieron 300 marcos de paga por las grabaciones como músicos de acompañamiento.

Pocos días después, Kaempfert firmó con Lennon y Harrison un contrato para la edición de su tema Cry For A Shadow.


The Beatles con Tony Sheridan tiempo después, cuando Ringo ya era el baterista.

El 1º de julio, termina sin incidentes la segunda estadía de The Beatles en Hamburgo. Entre el 2 y el 3 de ese mes, viajan de vuelta a Inglaterra, ya sin Stu que se quedaría definitivo den Hamburgo.

Al retorno a Liverpool se manifiestan desavenecias entre la banda y Alan Williams, en torno a porcentajes contractuales, lo que termina en una ruptura de la relación de representación.

Las sesiones de grabación con Sheridan empiezan a tener repercusiones en Liverpool, aún antes de editarse el disco. Brian Epstein empieza a oir acerca del disco y se interesa para comprar un stock para NEMS.

En setiembre Polydor de Alemania edita un EP de Tony Sheridan con las grabaciones de las sesiones de Hamburgo. Contiene los temas: My Bonnie, Why, The Saints y Cry For A Shadow. En octubre se editaría el single con My Bonnie y The Saints. Son acreditados como The Beat Brothers ya que la expresión Beatles suena parecido a la palabra Peedles, que en el argot alemán alude a los genitales masculinos. El EP alcanzó el Nº 5 en el chart alemán.

Las reiteradas preguntas acerca del disco de Sheridan en NEMS, llevan a Epstein a interesarse por The Beatles. Los conecta en The Cavern y a fines de diciembre firman un pre contrato de representación. Sus cometidos tenían que ver con contratos y actuaciones y Hamburgo tendría que ver con ambas cosas.

Las siguientes permanencias de The Beatles en Hamburgo fueron distintas y todas en el mismo lugar: el nuevo Star Club, lo más reciente en Rock And Roll en Hamburgo, durante 1962. Ahora, bajo el management de Epstein, vueltos a una vestimenta más formal de trajes, y ya con otras perspectivas en cuanto a grabaciones de discos, las visitas de The Beatles fueron más profesionales y con mejores condiciones contractuales. Por ejemplo, entre la primera estadía en 1962 y la siguiente, ya habían grabado el singlo Love Me Do, con grandes repercusiones y entre la segunda y la tercera visita del año, ya tenían en los charts su segundo single, Please Please Me. Esto les permitió exigir mejores remuneraciones y otras condiciones para las actuaciones. Pero también, ante el ascenso vertiginoso de la popularidad y el éxito, Hamburgo pasó a ser un lugar más dentro de las agendas de la banda. Volverían en años posteriores, pero no ya para hacer residencias sino para conciertos puntuales.


TERCERA ESTADÍA [1962]

Esta ocasión fue la más desgraciada de todas, no porque les fuera mal artísticamente, sino porque el día antes a que viajaran a Hamburgo para sus actuaciones en el nuevo Star Club, Stu Sutcliffe sufre una hemorragia cerebral que le provoca la muerte.

El 11 de abril Paul McCartney, John Lennon y Pete Best viajaron a Hamburgo para cumplir su contrato y fueron recibidos por Astrid Kircherr con la reciente muerte de Stu. El 12 de abril volaron a Hamburgo George Harrison y Brian Epstein

El 13 de abril de 1962 comienzan la tercera etapa en Hamburgo, en el Star Club, lo más nuevo en escenarios de Rock And Roll, ubicado en Große Freiheit, Reeperbahn, que se extenderá por 7 semanas hasta el 31 de mayo, partiendo para Inglaterra el 2 de junio. Realizaron 172 horas de escenario en 48 noches.


El nuevo local de Rock And Roll de Hamburgo en 1962

En escena con decorado cosmopolita

El 9 de mayo recibieron un telegrama de Brian Epstein que resumía sus tratativas con George Martin de EMI. Epstein les anunciaba: Felicidades, muchachos. EMI solicita sesión de grabación. Preparen nuevo material.

Ya casi sobre el final de su estadía, el Star Club, el 28 de mayo, The Beatles  tienen a su cargo la inauguración del Rockin' Twist Festival 62 del Star Club, que se extenderían hasta el 11 de junio [con The Beatles ya vueltos a Inglaterra] y que contaba con la presentación de músicos famosos como Gene Vincent [la máxima figura rock en USA en 1961], Davy Jones, Tony Sheridan y otras bandas y artistas, y grupos más novatos como los propios Beatles o Gerry And The Pacemakers.


Se incluían nuevos eventos para jóvenes

CUARTA ESTADÍA [1962]

Para esta altura ya estaba en el mercado el primer single de la banda, Love Me Do y Ringo Starr ya estaba incorporado a la banda como baterista efectivo.

Viajan a fines de octubre y el 1º de noviembre comienzan la segunda estadía del año en el Star Club, ya por menos tiempo y menos horas de escenario. Fueron 49 horas en 14 días. La estancia terminó el 14 de noviembre. A esta altura obtenían una paga de 600 marcos por persona por semana.


Star Club, Hamburgo

Temporadas más cortas, horas de escenario más razonables, mejores pagas: 1962 era el año del despegue Beatle

QUINTA Y ÚLTIMA ESTADÍA [1962]

A esta altura, ya estaba metiéndose en los charts el segundo single, Please Please Me y la banda obtenía cada vez más reconocimiento.

Esta última residencia de The Beatles en el Star Club se extendió desde el 18 de diciembre al 31 del mismo mes. Fueron 39 horas en 13 días. En esta oportunidad, la paga fue de 750 marcos por persona por semana.

El 31 de diciembre, el día de la última actuación, Ted Kingsize Taylor [vocalista de Kingsize Taylor & The Dominoes, banda de Liverpool que también actuaba en el Star Club], grabó la presentación de The Beatles íntegra. Fueron 30 temas que posteriormente aparecerían en una edición no autorizada y controversial en 1977. Recién en 1998 los derechos fueron adjudicados a The Beatles.

Kingsize Taylor en el Star Club. En 1973 comenzó a intentar vender la cinta en que había grabado la última actuación de The Beatles en Hamburgo.

En 1977 logró que se editaran los temas en un álbum no autorizado.

Las horas de escenario, las múltiples vicisitudes que tuvieron en las cinco estadías, los que ganaron, perdieron y dejaron en Hamburgo, forma un capítulo especial en la historia de la banda más famosa del mundo. El crecimiento como músicos y performers, su asentamiento y afianzamiento de un perfil y una personalidad, el punto de apoyo para tomar impulso y ser conocidos también a nivel continental en Europa, son elementos que dan la razón a la opinión de Lennon que reproducimos en el título.

Nos encontramos pronto.








Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Librepensador en todos los campos y en su mayor extensión imaginable