CRUZAN ABBEY ROAD

ACROSS THE BEATLE UNIVERSE

VOTANOS AQUÍ PARA QUE ABBEY ROAD ESTÉ ENTRE LOS 100 MEJORES BEATLES SITES

martes, 29 de noviembre de 2011

DIEZ AÑOS SIN GEORGE

29 de noviembre. 2001. Un mundo aún estremecido por acontecimientos que ensombrecen el espíritu humano. La voz de la espiritualidad que se apaga. El sentimiento de estar un poco más solos y de que el mundo es un poco menos bueno. La sensación de que se van los que valen, de que lo bueno no dura.

29 de noviembre. 2011. Un mundo que se convulsiona todos los días o día por medio. La necesidad de oir las voces, los ecos, las reverberaciones, que trasmiten los mensajes de esperanza. La noción de que, por el contrario de lo que temimos, esas voces son más potentes y caudalosas. La esperanza de que esos ecos se hagan oir y despejen el espíritu humano de la banalidad que lo aprisiona. La convicción de que esa espiritualidad es más necesaria que nunca, no a través de ideologías, dogmas o religiones, sino solamente a través del valor humano.



Hace diez años que George Harrison no está y hace diez años que su presencia se va haciendo más notable. Hay algunas cosas que no mueren con los hombres, hay algunas cosas que perviven con los hombres. Hay hombres que, aún ausentes, están presentes en muchas cosas. George está presente en la íntima dimensión del ser humano, en la esencia del espíritu, en lo profundo de esas cosas que, sin saberse mucho cómo, recorren los espacios y unen a los hombres. Su memoria es mucho más que eso, es fuerza que lleva a que otros hagan cosas, a que otros creen, a que la fuerza creativa no cese y continúe aportando al mundo - a través de su mejor expresión, el arte - elementos de sentido, aperturas de visión, amplitud de concepción.








En diez años, George Harrison ha motivado muchas secuelas, ha guiado muchos procesos creativos, tan solo con su pervivencia en lo emocional colectivo. 










En 2002, a un año de su muerte, en el Royal Albert Hall se llevó a cabo lo que iba a ser un tributo de sus amigos pero que terminó siendo mucho más que una conmemoración. Fue una celebración del espíritu. El Concert For George resultó una magnífica experiencia creativa en la que brotó del interior de quienes lo rodeaban y querían la mejor versión expresiva, en un clima que demostró que, aún después de muerto, segía uniendo, emocionando y conmoviendo a los vivos. Y esa es la sensación que uno tiene cuando repasa las imágenes de ese concierto.

Audio 
Audio [mirror] 

Video Dvdrip 

En 2006 se pudo llevar a cabo una idea que George había estado elaborando con su amigo Guy Laliberté, la cabeza operativa del Cirque Du Soleil. El producto fue el espectáculo Love, la palabra que mejor define el contenido de la música Beatle. Para esta producción solo quedaban dos Beatles y las viudas de los otros dos. Intervino también George Martin en la que quizás sea su última producción en torno a The Beatles. Pero también participaron hijos, en especial Giles Martin y Dhani Harrison. El resultado es un brillante espectáculo que recrea el universo Beatle con toda la calidad plástica y visual del Cirque Du Soleil y que contó con la aprobación de los Beatles supervivientes y de los familiares de Lennon y Harrison.

La música

Las imágenes

En 2007 se realizó una extraordinaria película que pone pie también en la herencia Beatle. Dirigida por Julie Taymor, el filme se llama Across The Universe y basa su creación en el mundo Beatle, en cada uno de los personajes, lugares y temas que componen ese universo creativo, adscribiéndolo a la época Beatle, finales de los '60, principios de los '70. Contando con actores y músicos invitados como Bono, Joe Cocker o Salma Hayek, y la participación de actores y cantantes noveles especialmente seleccionados al efecto, la trama se va desarrollando en base a las canciones del grupo, enlazadas de modo tal de contar una historia que es de amor entre Jude y Lucy, pero que también es de aspectos tan profundamente humanos como los principios, la guerra, la política, la búsqueda creativa o los grandes valores en una sociedad y en una época. Haciendo un ida y vuelta entre Liverpool y Nueva York pero viajando también a través del universo sonoro - visual - imaginario - sensorial de los Beatles, las tramas se van entrelazando y dan lugar a alusiones varias a la cultura de la época, que no es otra cosa que el principio de lo que llamamos la Cultura Rock. Sin duda que es la esencia beatle lo que cuenta en esta película, pero ella también contó con el aval de los Beatles aún vivos y de los familiares de John y George.

La BSO

La película

Recientemente, este año, apareció un nuevo material cinematográfico, el documental [o rockumental como se le dice ahora] Living In The Material World dirigido por Martin Scorsese, un veterano cineasta también en lo referido a este tipo de materiales, como sus anteriores producciones referidas a los Rolling Stones y Bob Dylan [Shine A Light, No Direction Home]. En esta nueva realización, Scorsese pasa revista a la trayectoria de Harrison de toda una vida, basándose en documentos gráficos, fímicos, sonoros y testimoniales, con la participación de sus familiares y sus dilectos amigos y allegados, entre ellos Eric Clapton, Paul Mc Cartney, Ringo Starr, Eric Idle y Terry Gilliam, estos dos últimos integrantes de los Monty Python, a quienes refiriéramos en otro post


La BSO 

La película
Otra fuente [1a. parte] 
Otra fuente [2a. parte] 











También en estos últimos años se han producido y editado diversas antologías y discos tributo a la música de Harrison, así como reediciones de su discografía y la reedición y aparición de materiales no editados antes de su pasaje por esa formación tan extraña como magnífica como fuera The Travelling Wilburys, junto a músicos tan destacados como Roy Orbison, Jeff Lynne, Tom Petty o Bob Dylan. Como particularidades, escondían sus identidades bajo nombres cuyos apellidos eran todos Wilbury. Esta denominación no es precisamente un apellido sino un juego de palabras, alusivo a la expresión We'll bury them in the mix, que Harrison y Lynne utilizaban para identificar los fragmentos que debían suprimir o disimular en los temas del álbum Cloud Nine de Harrison.







Al cumplirse 10 años desde que George ya no vive en el mundo material, queríamos dejar sentado de qué modo aún pervive como inspiración en el mundo espiritual de la creación artístico - musical de todo aquello que hace que la vida sea algo apetecible de ser vivida.

Hasta la próxima 

Aquí hay un link interesante acerca de los homenajes a George

1 comentario:

  1. Genial entrada homenaje. Siempre lo echaremos de menos pero siempre estrá con nosotros.
    Grande George.
    Abrazo.

    ResponderEliminar

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Librepensador en todos los campos y en su mayor extensión imaginable